Páginas

sábado, 4 de abril de 2015

SE CELEBRÓ LA SOLEMNE VIGILIA PASCUAL EN LA CASA DE LA VIRGEN

Comenzó la Noche Santa, con la Vigilia Pascual, que según una antigua tradición, es una noche de vela en honor a Jesús Resucitado.


Toda la celebración de la Vigilia Pascual se hace durante la noche del Sábado Santo, sin comenzar antes del inicio de la noche ni terminar después del alba del domingo.

Gran número de fieles se congregaron en Itatí durante Jueves y Viernes Santo para participar de las celebraciones que tuvieron su momento culminante en la solemne Vigilia Pascual, que fue presidida por el rector y párroco de la basílica de Itatí, padre Roberto Simionato y concelebrada por los sacerdotes Damián Picone, Feliciano de los Mozos y Bernardo Seo.

La Liturgia tuvo varios momentos, y dio inicio a las 21, frente al templo con la bendición del fuego nuevo, del que se encendió el Cirio Pascual. Acto seguido, se inició la procesión al interior del santuario, en donde los fieles encendieron sus velas de la llama del Cirio, que simboliza que Cristo resucitado está presente con nosotros aquí y ahora, y simboliza la victoria de la vida sobre la muerte, abriendo e iluminando nuestro caminar en el seguimiento de Cristo.

Luego se entonó el Pregón Pascual, antiguo himno alusivo a la noche de Pascua que proclama la Resurrección de Cristo, y comenzó la Liturgia de la Palabra, proclamando lecturas del antiguo y nuevo Testamento, con salmos y oraciones rezadas por el celebrante. La celebración continuó con la entonación del Gloria, que no se había cantado desde que empezó la Cuaresma, junto con el repique de las campanas de la basílica y las campanillas de mano, y la iluminación total del templo.

Tras el evangelio y la homilía, tuvo lugar la bendición del agua de la pila bautismal, y la renovación de las promesas bautismales. Después siguió la liturgia eucarística de la manera acostumbrada.

Concluida la comunión, se anunció el ingreso de una imagen de la Virgen de Itatí, engalanada con atuendos de color blanco por la resurrección de su Hijo. Los fieles acompañaron la entrada con el canto y con los cirios encendidos saludaron el paso de la Reina del Cielo, la corredentora de la Humanidad.

Al finalizar la celebración, el rector del santuario, saludó a la feligresía con los augurios de unas felices Pascuas de Resurrección y luego impartió la bendición solemne.









Galería de imágenes: VIGILIA PASCUAL EN LA BASÍLICA